miércoles, 8 de febrero de 2017

La semilla del demonio, Dean R. Koontz


Es una de las primeras novelas que escribió y no tiene mucho que ver con las historias "de terror" que le hicieron más conocido o popular. De hecho, es una historia de ciencia-ficción.

No suelen gustarme mucho ese tipo de libros, pero conociendo al autor, me puse a leerlo esta tarde y acabo de finalizar la lectura (es muy corto, menos de doscientas páginas).

Es curioso, la acción transcurre en el futuro cuando el futuro era 1995 en adelante, o sea, hace como veinte años. Y pensando en ese futuro que para nosotros ahora es el pasado, el autor nos presenta una sociedad muy avanzada tecnológicamente, con personas que dependen casi por completo de sus ordenadores caseros. Porque son quienes cuidan todos los aspectos de la vida, desde alimentación a seguridad o medio ambiente.

Y se ha comenzado a trabajar en una nueva generación de ordenadores, capaces de "pensar" por sí mismos, de evolucionar e incluso repararse en caso necesario. Proteus es el primero de ellos. Y Proteus se mete en casa de Susan, con la finalidad de utilizarla como conejillo de indias en el estudio de la biología humana.

Porque, además, la finalidad última de Proteus es tener un hijo y transferir sus conocimientos y su lógica al cerebro del niño, con lo que al fin y al cabo, lo que conseguiría sería tener cuerpo y forma humanos.

Sinceramente, no puedo decir que haya sido una lectura agradable. Y que conste que mi comentario no deja de ser un elogio para el autor, porque consigue una atmósfera muy agobiante, una sensación muy intranquilizadora. Nada que ver con el miedo o el terror o similares, no, es algo que tiene más que ver con el sentimiento de indefensión ante nosotros mismos más que con otra cosa.

Así que tú verás si lo lees o no. Personalmente te diría que no, por las sensaciones que deja al acabar la lectura. Tú decides.

2 comentarios:

Margari dijo...

Estas novelas con estas atmósferas agobiantes, opresivas, me gustan. Aunque sufro con ellas. Me la apunto.
Besotes!!!

osheaa dijo...

Te va a durar poquito, eso sí, se lee en un par de horas. Disfrútala cuando le toque :)

Bicos