miércoles, 8 de abril de 2015

Un refugio para Clara, Marta Estrada


Hacía mucho tiempo que no me encontraba con personajes tan poco empáticos, tan envarados y poco creíbles. Ufff. Ya lo he dicho.

Clara es una mujer divorciada, con una hija pequeña, sufre un accidente, la niña queda parapléjica y al cabo de año y algo, se toma unos días de vacaciones aprovechando que la hija está de colonias con el colegio. Se baja del tren donde no debe, queda pillada en medio de una nevada, acaba en casa de un hombre que aparentemente es sordomudo (al tiempo se descubre que puede hablar, aunque le cuesta y está desentrenado).

Las reacciones de ambos me han parecido muy poco naturales, muy acartonadas. Cuando él habla de su sordera, más que contar su vivencia o de explicar cómo es la vida siendo sordo, parece que está dando una ponencia o un mítin, datos, datos y más datos, nada "humano".

Ella se pasa todo el tiempo enfadada, él pasa todo el tiempo huraño, el perro simplemente pasa el tiempo.

No la recomiendo.

2 comentarios:

Margari dijo...

Este lo he leído. Me gustó un poco más que a ti, pero eso, solo un poco. Por el tema de la sordera sí me gustó, no se me hizo cansina. Los personajes sí me parecieron poco naturales y le hubiera quitado alguna que otra escena erótica que tiene, que poco le aporta a la historia.
Bestoes!!!

osheaa dijo...

Me alegra que medio coincidamos, a veces, cuando algo no me gusta, no puedo dejar de pensar que tal vez sea demasiado radical en mis opiniones, pero es que no me gustó nada de nada :(

Biquiños!