lunes, 23 de marzo de 2015

Máxima seguridad 1, 2012







Una prisión en el espacio, con los reclusos en hibernación, todos colocaditos cada uno en una especie de sarcófago. La hija del presidente de Estados Unidos la visita y para presumir de lo maravilloso del método, no se les ocurre más que "despertar" a uno de los reclusos. Uno de los guardaespaldas de la chica no ha entregado su arma, el recluso se la quita y ahí empieza la acción, porque no se le ocurre otra cosa más que "despertar" al resto de compañeros.

No saben (al menos de momento) que una de sus rehenes es la hija del presidente, la confunden con una doctora. Mientras, en la Tierra, le piden ayuda a un personaje que parece una mezcla de Kurt Russell en las películas de Rescate y Bruce Willis en las de Jungla de cristal (salvando las distancias, claro, es complicado llegar a la altura de esos dos en esos papeles, pero es para que te hagas una idea). Es un "tío" chulo, de humor corrosivo, va de tipo duro, de esos que le sueltan docena y media de puñetazos y se queda como si nada y él suelta el primero y te deja fuera de combate.

Pues eso, que el chaval va a salvar a la chica, aunque en realidad lo que quiere es salvar a un amigo que estaba recluído en esa prisión.

Película de acción con toques de humor. Palomitas, ya sabes.

No hay comentarios: