jueves, 23 de octubre de 2014

Belle, 2013








Inspirada en hechos reales. Una mulata es reconocida por su padre, un acaudalado inglés, que la deja a cargo de sus tíos. Belle crece al lado de su prima, aunque realmente son como hermanas, de hecho llama "padre" al que es su tío.

A pesar de ser aceptada por su familia, las convenciones sociales hacen que pasen cosas tan raras como no poder compartir mesa con la familia si hay visita y cosas por el estilo. Durante toda la película crees que es por el color de su piel, pero llega un momento en que se le dice claramente que la razón es que es ilegítima.

El tener dinero hace que consiga muy rápido una buena proposición matrimonial, cosa que no le pasa a su hermana adoptiva. Para liarlo más, se involucra con un joven que quiere abogar por los derechos de los esclavos, para que no sean tratados literalmente como una mercancía, una carga que incluso se asegura.

La película en sí no es muy entretenida, aunque he de reconocer que muestra muchos aspectos de la sociedad de la época. Las diferentes clases, la necesidad de algunos nobles de conseguir un matrimonio interesante a nivel económico, el papel de la mujer, con sólo dos opciones: ser la solterona ama de llaves para todo o casarse y depender en todo del marido, la esclavitud, los intereses económicos sobre los éticos....

Creo que lo que me pasó fue que esperaba una película más en plan entretenimiento que en plan casi documental. No es que lo parezca, pero la información que aporta es bastante amplia.

Pues eso, que me dejó un poco fría. Y el final un poco-mucho ñoño.

2 comentarios:

Margari dijo...

No la he visto tampoco. Y vuelvo a decirte casi lo mismo que antes. Por la temática me llama bastante, así que terminaré viéndola.
Besotes!!!

osheaa dijo...

Entonces espero que te guste y la disfrutes.

Biquiños!